Pedro Pedreira Un poco de todo

EL TIEMPO

Un profesor de ética, lleva a su clase varios objetos y los coloca en su escritorio

Cuando da comienzo a la clase, toma un frasco de mayonesa grande y vacio, y procede a llenarlo con unas cuantas piedras de regular tamaño.

Entonces pregunta a los estudiantes si el frasco esta lleno.

Todos dicen que si.

Entonces el profesor coge una bolsita de municiones medianas y la vacia en el frasco y agitando poco a poco las municiones van llenando los espacios vacios entre las piedras.

De nuevo pregunta si el frasco esta lleno.

Todos respondieron, riéndose, que ahora si.

El Profesor toma ahora una bolsita de arena y la va vaciando en el frasco mientras sacude un poco.

La arena termina de llenar los espacios vacios.

Ahora bien – dice el profe – quiero que reconozcan y entiendan que esto es como sus vidas. Las piedras grandes son las cosas importantes (sus familias, sus socios, su salud, sus hijos), cosas que cuando todo lo demas se pierde todavían llenarán sus vidas. Las municiones representan cosas que cuentan menos, como su trabajo, su casa, su automóvil. Y la arena seria todo lo demas, las cosas insignificante de sus vidas.”

“Si Uds. Llenaran el frasco primero con la arena, no habrá espacio para las piedras y las municiones. Lo mismo ocurre con vuestras vidas. Si pierden su tiempo y energía en nimiedades nunca quedará espacio para las cosas realmente importantes.”

“Ocúpense primero de las piedras y las municiones, lo que mas importa. Establezcan prioridades, el resto sera pura arena”.

Pero entonces un estudiante se levanta, toma el frasco delante que  todo el mundo, incluido el profesor, consideran totalmente lleno y procede a vaciar una lata de cerveza dentro del mismo.

Por supuest la cerveza relleno los intersticios sobrantes dentro del frasco y verdaderamente dejó el frasco, ahora si, totalmente lleno.

¿Y la moraleja?

No importa cuán ocupada esté tu vida, siempre quedara espacio para una cervecita!!!